• SF Noticias

El bosque más viejo del mundo tiene raíces de hace 385 millones de años

CIENCIAS DE LA VIDA / ECOLOGÍA.-

¿De dónde vienen los árboles modernos? El bosque más antiguo del mundo responde a esta y otras preguntas clave sobre las grandes plantas.

William Stein y Christopher Berry.

Un grupo de científicos ha encontrado fósiles arbóreos del que se calcula es el bosque más viejo del mundo. El increíble lugar, que nos puede contar una gran historia de la Tierra, se ubica a las afueras de El Cairo, una pequeña población del estado de Nueva York, Estados Unidos. El estudio en torno al antiguo recinto de vegetación fue publicado recientemente en la revista Current Biology.

Los autores del estudio conocían este bosque desde hace años. En 2009, de hecho, otro equipo ya había encontrado ahí los restos en perfecto estado de conservación de un elaborado sistema de raíces. En aquel entonces, lo que llamó la atención fue que estas eran bastante similares a las modernas. Destaquemos que las raíces, por mucho que las visualicemos de una determinada forma, no siempre fueron iguales.

Te puede interesar: La historia del Gran Abuelo, el árbol más antiguo del mundo que data de antes de Stonehenge

Las raíces fosilizadas pertenecían a un Archaeopteris. De acuerdo con los investigadores, el género al que perteneció ese árbol está detrás del primero de tiempos modernos. No obstante, entre ese ancestro y los árboles que conocemos en la actualidad hay un abismo evolutivo de, aproximadamente, 385 millones de años.

William Stein, paleobotánico de la Universidad de Binghamton y principal autor del estudio, señala que con hallazgos como este se pueden explicar los cambios climáticos por los cuales está pasando el planeta, pues abajo, en esas raíces, hay respuesta a varias de las transformaciones de la Tierra.

Las raíces y su importancia para los árboles.

Las raíces son órganos que tienen las plantas. Generalmente crecen en sentido inverso al tallo. Estas sirven como una suerte de tubo digestivo que intercambia agua y nutrientes con el suelo circundante. Además, aseguran el árbol al suelo. Gracias a ellas este reino biológico se extendió por todo el mundo.

Por: Alberto Milo.

Sitio Fuente: National Geographic en Español